Buscar

lunes, 9 de enero de 2017

Camino y no encuentro



Camino y no encuentro
el sortilegio para el buen amor
ese que se esconde de mal de ojos
y palabras vacías
ese que apenas es niño apenas
sin más riqueza
que la de un beso
en tarde helada.
Camino y busco
entre las piedras puestas
a la orilla de esta vereda
al buen amor.
Ese al que le cantaron
en noches de tormenta
y de frío
en soledad.
Ese que escancio la copa
y se quedó con sed
con ganas de beber más.
Camino sobre la noche
el escarpado suelo
Camino sobre la ventisca
sin más abrigo
que esta mi piel
Voy regalando besos sin piedad
y dejando a orillas del camino
la huella de mi llanto.
Será que el buen amor
dejó de serlo
o no existió nunca
si acaso apenas
en mis versos.
Camino y busco el sortilegio
no este ni aquel ni aquello
Camino y busco sin rostro ni nombre
la figura esquiva del buen amor.
Un amor sincero
de manos juntas
de pasos fundidos en libertad.
Camino y no encuentro
el sortilegio
del buen amor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario